23/2/09

↓ ↘ → P


No hace falta gastar muchas líneas para hablar de Street Fighter IV: es el regalo que estaban esperando los fans. Punto. Mis impresiones:

- Familiaridad. Ni combos rebuscados ni combinaciones complicadas. Esto es Street Fighter II (III mas bien) con un par de añadidos jugables (gloriosos Focus Attacks) y un lavado de cara. Una fichita con todos los golpes por personaje, y no las 5 o 6 hojas de un Tekken cualquiera. La involución de los juegos de lucha, el "menos es más". Accesible como lo ha sido siempre pero diseñado para que ningún casual pueda ganar al jugador experimentado aporreando botones.

- Equilibrio. Los combates son muy dinámicos y ágiles gracias a que todos los personajes son dinámicos y ágiles. Zangief puede ganar a Ryu, quiero decir, a alguien que sepa jugar verdaderamente bien con Ryu.

- Errores de casting. Hay pocos personajes. "Menos es más", perfecto, pero aunque no se pudiera esperar la orgía de Street Fighter Alpha III, son pocos [además, en este aspecto Capcom seguramente se haya guardado un as en la manga en forma de contenido descargable]. Con los antiguos no hay problema, están los que tenían que estar [aunque yo le hubiera hecho un hueco a Elena, de Street Fighter III]. El problema, tal y como os estaréis cansando de leer, son los nuevos. Capcom ha acertado exactamente con la mitad:


Crimson Viper y El Fuerte: Un rotundo sí. Crimson Viper funciona a la perfección como homenaje a SNK y jugar con El Fuerte es tan divertido como habéis visto en los videos. Poco más hay que decir, probadlos porque son toda una sorpresa. Los que no se explican son...


... Abel y Rufus. No hay por donde cogerlos. Abel directamente es anticarismático. Rufus pretende ser una mofa de SNK (tiene el mismo traje que Lien Neville de KOF Maximum Impact) y sinceramente no entiendo el chiste. Quiero decir, diseñas a Crimson Viper con un ojo puesto en Iori Yagami y el otro en Kyo Kusanagi y te queda un homenaje redondo a la que fuera tu gran rival en el género de la lucha alla en los 90. Y luego desperdicias el plantel de luchadores metiendo a un gordo inútil (excelentemente bien animado, eso sí: atención a su panza hipnótica). De todas formas estos dos inútiles se olvidan pronto gracias a ese GUIÑO que le ha hecho Capcom a los fans: Gouken / Sheng Long (!)

- Música. Mi otro tironcito de orejas para Capcom. Necesito escuchar un poco más las canciones, el problema es que en el mismo fin de semana he jugado al Super Street Fighter II Turbo HD Remix y esas remezclas de los temas clásicos son gloria bendita. Quizá el problema sea que la música me ha pasado completamente desapercibida. Recuerdo jugar a Street Fighter III y aunque pensé que no encajaba mucho el estilo hiphopero de la banda sonora al menos un par de canciones se me quedaron pegadas. Tengo que revisar este punto.


- Brochazos. Sigo sin tener una opinión formada del diseño general del juego. Lo primero de todo es hacer hincapie en algo que se dice siempre: vedlo en movimiento. Las capturas o cualquier foto que veáis en las revistas no le hacen justicia. La suavidad con la que se mueve es una delicia y hace que no se perciban ciertas decisiones en el diseño de los personajes que pueden no gustar a algunos (algunas caras, por decir algo). Los efectos gráficos son impresionantes. Os vais a hartar de hacer HA-DO-KEN's sólo para ver lo bien hechos que están. La intro por otra parte me divide. Quitando esa canción que me gusta muchísimo o nada dependiendo del momento, no se si me parece original, atrevida y consecuente con el estilo que quiere tener el juego, o demasiado embarullada. De todas formas chapeau por Capcom. Se han apartado de cualquier tendencia que haya conocido el género en los últimos años para reinventar la rueda. Su rueda.

- Bidimensionalidad. Lo dicho antes. Alma bidimensional. No hay concesiones jugables de ningún tipo a la interacción con el escenario (no que yo sepa) y eso es positivo porque se traduce en ese dinamismo en los combates del que os hablaba. Sin embargo aquí viene mi pregunta, que enlaza directamente con el punto anterior: ¿Era necesario (o adecuado) el despliegue gráfico que se ha elegido? Los escenarios, por ejemplo, están cargados de detalles curiosos (el de Chun-Li, que siempre fue de mis favoritos, es una gozada) pero la perspectiva empleada, al no haber una tridimensionalidad "real", se me hace un poco rara. Eso sí, todas las rupturas que se producen en ese único plano (focus attacks, cuando la cámara se acerca al vencedor) son espectaculares.

Quizá mi problema principal con Street Fighter IV (al hilo de estos dos últimos puntos que he expuesto) sea que pienso que el futuro King of Fighter XII le va a patear el culo. Es cuestión de gustos pero me quedo con esa apuesta por las 2D reales, en HD y sin concesiones del futuro título de SNK. Vale, Capcom ha sacado el Super Street Fighter II Turbo HD Remix y por ello nadie debería toserles en este aspecto que estamos tratando. Pero no es lo mismo.


- Cashpcom. Entramos en la era del contenido descargable... No se cuanto cuesta el traje de Haggar para Zangief pero necesito que lo lleve puesto. Y tened por seguro que el día que tenga el juego le compraré a Chun-Li todos los vestiditos que me pida. Esto es una ruina.

- 2 días de alquiler / 3 €. ¿Veís todo esto que he escrito? Pues son mis impresiones habiendo jugado tan sólo unas 2 horas (contra el maestro Filin). Es posible que seas un renacuajo que se ha criado con las mecánicas jugables del Tekken o el Soul Calibur y no entiendas absolutamente nada del revuelo que se ha montado con Street Fighter IV, así que un consejo de los viejos del lugar: alquilalo. Tan sólo hacen falta un par de partidas para conocer si comulgas con esta religión o no. Se está dando por hecho en todas las reviews que leo que Street Fighter es universal, que puede gustar a cualquiera. Y precisamente una mecánica tan "simple" (pero no necesariamente accesible) puede decepcionar a más de uno.

Resumiendo: Lo han dicho en muchos sitios pero por lo que a mí respecta lo confirmo: ha vuelto el rey.

5 comentarios:

  1. Leí por ahí que los ataques más potentes (creo que los especiales que se pueden hacer después de que una barra suba cuando te ponen fino) en ocasiones requerían combinaciones de botones ridículamente complicadas. Ponían un ejemplo como diagonalabajoderecha, después, diagonalabajoizquierda, después, diagonalabajoderecha, después, diagonalarribaderecha, después un botón... y todo eso en medio de una batalla... buff.

    Pero bueno, el tema es una anécdota. 1º: me alegro de que hayas podido jugarlo. 2º: yo también tengo ganicas. 3º: pese a que yo siempre tuve reticencias porque obviaran el SFIII como si fuera malo, parece que es entretenido y tiene su fondo.

    P.D.: Yo tengo también muuuuchas ganas de ver terminado el King of Fighter XII.

    ResponderEliminar
  2. Me parece a mí que estoy un poco lejos de hacer los ataques más potentes... xD

    Lo que he querido decir es que esto es un Street Fighter de toda la vida. Poquitos golpes y las mismas combinaciones de siempre. Me pasa lo mismo con Street Fighter III, no deberían haberlo obviado tanto porque aunque les costara 3 entregas, el Third Strike está muy bien y tenía sus aciertos.

    Un saludo!

    P.d: KOF XII le va a patear el culo a este. Punto.

    ResponderEliminar
  3. Ya le he metido unas 15 horillas desde el sábado y, bien, me parece enorme. Hay algunas cuestiones que has apuntado; música, carisma dividido de los personajes (Crimson Viper ya me ha enamorado sólo por su "puñaco" al suelo a lo Terry Bogard)y algún que otro escenario que no termina de cuajar, pero la base es tan buena que es imposible no disfrutarlo.

    Lo único que me rebienta un poco es que muchas publicaciones lo están dejando como el dios de la saga, y eso me parece una falta de respeto al II, del cual coge muchísimos elementos. Mentiría como un bellaco si dijera que no me lo estoy pasando en grande, y también si no afirmara este SFIV tiene muchos números para meterse en la segunda posición personal de la saga, pero hay que respetar los orígenes.

    PD: Rufus y Abel son un pestiño de cuidado. Sobre todo el segundo.

    saludos!

    ResponderEliminar
  4. Coincido contigo en lo del endiosamiento. Es un juego muy bueno pero no va a revolucionar nada, como si lo hiciera en su día el SFII. A mí me ha podido el factor fan porque me tenía ganado nada más coger el mando. Quitando la desgracia del contenido descargable, es un juego agradecido con el fan. Y eso es muy importante.

    Un saludo!


    P.D: Rufus puede hacer cierta gracia pero lo de Abel es incomprensible. El anticarisma personificado.

    ResponderEliminar
  5. Es muy bueno el juego

    Yo creo ke los ke comentaron anteriormente no son mas ke unos mamones frikigamers ke se encerraron en la vieja escuela

    PD KOF12 es un asco total

    ResponderEliminar