12/7/11

Jamestown: Legend of the Lost Colony

Después de alguna que otra divagación, debido a que tengo la Xbox 360 muerta de risa y sepultada bajo una montaña de juegos acumulando polvo que esperan que les haga un poco de caso, hoy me he lanzado a las fauces de Steam. Eso es, también quiero tener una montaña de juegos a los que no hago ni caso para PC. Steam me daba miedo, mucho miedo, su política de tirar los precios por la ventana y algunas perlas de su catálogo amenazan con secuestrar todo mi tiempo libre.

Y ya está hecho, no hay vuelta atrás. Quizá incluso sea buen momento para cerrar el blog, despedirme de vosotros, agradeceros todo este tiempo, etcetera... porque además he entrado por la puerta grande y me he emocionado yo sólo. Resulta que el juego que ha hecho que me decida a caer en este antro de perversión jugable ha sido Jamestown: Legends of the Lost Colony, y, casualidades de la vida, resulta también que era una de las ofertas del día y lo he cogido por la mitad de precio.



Jamestown: Legends of the Lost Colony es un shooter tipo bullet hell con una deliciosa estética pixelada a lo 16 bit, cómo habréis podido ver en el video. Le tenía echado el ojo porque, aparte de que visualmente sea un caramelo, tenía ganas de probar algún shooter de este tipo desarrollado en occidente. Por dos motivos: 1 - Accesibilidad: quiero algo difícil pero que suponga un reto, no que sea imposible, y 2 - Estoy harto de las lolitas medio en pelotas y sus insinuaciones de todo tipo que han invadido este subgénero en los últimos años (Ottomedius, Deathsmiles...).

De momento y con sólo un par de partidas el resultado es muy bueno. Su estética con toques steampunk casa bastante con el argumento retrofuturista que se han sacado de la manga (en el que los españoles sómos los malos malísimos y nos aliamos con los pérfidos marcianos...¡toma ya!). Y jugablemente roza la perfección con un sistema de juego que fusila directamente lo planteado por Cave en su celebrado DonPachi (no en vano el exponente por antonomasia). Me faltaría echarle un par de tardes para hacer un análisis en profundidad pero, aparte de no ser momento ahora porque estoy actualizando en modo ninja en mi puesto de trabajo y no tengo tiempo para muchas florituras, no puedo ponerle pegas a un juego que me cae simpático por su mera existencia (¡Un bullet hell occidental! ¡A estas alturas del cuento!). Tenía que ser un servicio como Steam el que nos trajera un shoot em up de la vieja escuela como mandan los cánones, algo muy infrecuente en un género que, pese a todo, sigue dándonos sorpresas de vez en cuando.

Ya os informaré de más adquisiciones que haga, aunque sea para que se me caiga la cara de vergüenza por no jugar a nada de lo que compro.

EDITADO el 12/11/2011 a las 18:18 : Desventajas de actualizar cuando uno no debe: se me ha olvidado dejaros esta completísima reseña del juego con el que apreciaréis mejor sus virtudes. Aquí la tenéis --> WTF is Jamestown?

No hay comentarios:

Publicar un comentario